La librería de Javier

Un punto de encuentro para los amantes de los libros

La tomadura de pelo de los poetas modernos (autoeditados)

Publicado por Javier El 29/05/2016 a las 6:45 Un Comentario

poetas modernos libreria javier
No hay día -quizá exagere un poco, pero sí que ocurre al menos una vez a la semana- en que no me venga algún iluminado poeta moderno a ofrecerme su libro de poemas. Ocultando la faceta de la autoedición, claro está. Lo primero que me da es pena. Pena de ver el dinero que se ha gastado ese pobre hombre, suelen ser hombres jóvenes en su mayoría, y que podría emplear en algo más productivo. Qué sé yo, en comprarse un lote de libros y aprender algo de ellos, por ejemplo. Y es que la mayoría de estos libros son infumables y despreciables. Despreciable en el sentido de no tener la suficiente calidad como para ser tenido en cuenta. Sin contar las faltas ortográficas o gramaticales, estas nimias obras acabarán llenas de polvo en los estantes del autodenominado poeta o irán a engrosar los estantes de sus amigos, sin llegar estos a abrir sus páginas en ningún momento. La gente, al ver la cantidad de bloqueros sin escrúpulos que publican obrillas -sin chicha ni limoná- se ha lanzado a escribir libros de poesía como si una fiebre becqueriana se hubiera declarado en el país. Y no digo nada de esas antologías de poesías que convocan a través de la red y a las que confluyen muchos pánfilos, cientos o miles, pensando poder ver impreso ese poema que, de darle tantas vueltas, acaba retorcido, de sentido y palabrería. Estas llamadas editoriales, en otros tiempos su nombre era trileros, juegan con el candor de los memos que casan palabras como si juntaran habichuelas, al estilo de esas abuelas de hace ya muchos años, limpiando las judías y las lentejas de los bichos. Yo mismo escribí el otro día, en menos de un minuto, una gilipollez y lo envié a una de esas “editoriales” publicitadas en la red. La respuesta me vino pocos días después, felicitándome por la calidad de mi poesía, y dándome la noticia de que iba a figurar en una antología que se publicaría dentro de unos días. Y que podría comprar a esos mismos trileros, perdón, editores, bajo pedido previo, cómo no. Por favor, no seamos memos, no están los tiempos como para desperdiciar el dinero en sandeces que, como mucho, harán soltar una sonrisa de capciosidad a nuestros más queridos amigos, esos que alababan los versos del insigne y no se atrevían a decirle a la cara que era un inútil para la escritura. Un poco de sensatez. Un poco de cordura.
Pues ya está, ya lo he dicho. Qué descanso.


About Javier

Librero sin remisión. No sé hacer otra cosa que hablar de libros y escritores.

Una respuesta hasta ahora.

  1. javier Alonso Acosta dice:

    Soy uno de esos “escritores” que ha tenido la “osadía” de enviar una pequeña obra de cuentos, Cuentos raros para una noche.(no de poemas)
    Como dices en tu comentario, también a mi me alabaron el libro y lo han editado, previo pago de algo más de 600 euros.
    La editorial es Finis Terrae Ediciones, de Santiago de Compostela.
    Te agradecería un comentario al respecto.
    Con gracias anticipadas, un saludo cordial


  • Facebook
  • Twitter

Enlaces recomendados

  • planeta
  • Funambulista
  • Nórdica
  • Periférica